[Críticas de Discos] Adestono – Tiempo y Castigo (2014)

313
Adestono - 2014 - Tiempo y CastigoDatos del Disco:
  • Autor: Adestono
  • Título: Tiempo y Castigo
  • Lanzamiento: 16 junio de 2014
  • Estudios Oasis (Madrid)
  • Diseño: Tomás Mora

 

 

 

Crítica del Disco:

Surgidos allá por 2007 en Torrejón de Ardoz (Madrid), Adestono es otra de las numerosas bandas que buscan abrirse un hueco en la escena del rock estatal y lo hacen en este 2014 lanzando su segundo LP Tiempo y Castigo, un trabajo que da continuidad a su inicial Solo para naufragar (2011). Nos disponemos ahora a analizar un disco que presentaban a finales del mes de junio en la Sala Honky Tonk de Madrid como acto oficial tras agradecer en una fiesta privada a todos los mecenas que han hecho posible el proceso de crowdfunding con el que han financiado este álbum.

Y entrando ya en los temas nos encontramos con Canción de soledad (01), el cual ha sido elegido como videoclip de este disco y que tras un par de minutos a modo de intro nos mete en situación rápidamente cuando aparece la voz rasgada de Aleka, contando en esta ocasión con la colaboración de Juan Flores Chino (Sinkope). Su vocalista es sin duda uno de los elementos características de esta formación donde además, desde este primer tema vemos que las guitarras de Alvalitros y Capitán Trueno dialogan con comodidad, dotándoles de gran peso en sus composiciones. Más breve es el siguiente Entre espada y pared (02) donde un carácter más íntimo da paso a un nuevo ambiente rockero con aires de heavy metal.

Esto es solo el inicio de un trabajo que continúa con la descarga de energía que supone Alúmbrame (03), energía que no disminuye con el crítico y rabioso Carroñeros (04).

El primer adelanto que conocíamos de este Tiempo y Castigo fue Guerrero del anochecer (05), donde surgen los tintes clásicos que influyen a estos madrileños, reflejándolo principalmente en unas guitarras que en la sección inicial del siguiente Luces Rotas (06), corte más lento donde la voz guía el tempo de un

Cuando podemos pensar que habrá cierta monotonía a lo largo del LP aparece Anacoreta (07), donde este ambiente inicial se mantiene durante un tema donde se combinan los distintos timbres de la guitarra para buscar una explosión final que nos puede recordar a las nuevas composiciones de Extremoduro. Un resultado muy completo que merece ser recomendado como aproximación a esta banda.

Poco a poco se va acabando este disco mientras suenan Cascabel (08) y Falta de categoría (09); el primero llega conectado al anterior y recogiendo esa intensidad para después potenciarla una vez más y el segundo se tiñe una vez del hard rock en el que tan cómodos se muestran. Se guardan para el final otra colaboración de gala en este disco: Fernando Madina (Reincidentes), quien pone su voz a A las diez y diez (10), consiguiendo llevarla a su terreno.

Francisco M. Peco