[Crónicas de Conciertos] Alterna Festival – Sábado 12

536

Con las pilas cargadas y saboreando las buenas sensaciones que nos había dejado la primera jornada del festival afrontábamos desde primera hora de la mañana el cierre de este Alterna Festival 2014. Una mañana llena de actividades entre las que destacó el II Encuentro de Malabaristas Rolling Cyrcus y otros talleres como maquillaje, slackline o acercamiento al clown. Estas actividades unidas a la refrescante y necesaria piscina fueron algunas de las posibilidades que se ofrecían para pasar la jornada y sobrellevar la espera de una nueva descarga de música en directo.

Así, cuando se cumplían las 19:00 hrs. daba comienzo el directo de En Espera, banda de rock llegada de Almería con la difícil tarea de combatir el sofocante calor manchego y atraer desde el primer segundo al público más tempranero destacando su bailable Skanimate. Poco después llegaba al este #EspacioQuijote el homenaje a Los Muertos de Cristo que realizan Los Olvidados. Sonando temas como Aleluya!, Los Gritos del Silencio I y Lágrimas de Sangre daban comienzo a cincuenta minutos de un rápido directo en el que la banda liderada por Carlos (voz) atraía cada vez a un público más numeroso que deseaba volver a escuchar temas clásicos de la banda de El Noi. No faltaron Y Los Yankis no van al Infierno, Cualquier Noche Puede Salir el Sol, Dios Salve al Rey, Los Pobres No Tienen Patria y En un Castillo de Papel, con los que daban fin a su paso por El Bonillo.

Poco después veríamos caer la tarde con el directo de La Gossa Sorda, banda valenciana que llegaba a esta cita presentando su nuevo disco La Polseguera. Directamente desde la localidad valenciana de Pego a este Alterna Festival, agradecieron enormemente al ya abundante público que llegaba al recinto. Destacaron el coreado Camals Mullats y otros cortes de su Saó (2008) en un setlist donde hubo tiempo para mostrar el completo apoyo al pueblo palestino que a día de hoy sufre los bombardeos diarios del ejército israelí.

Uno de los platos fuertes que nos guardaba este sábado en El Bonillo eran los Gatillazo de Evaristo Páramos. Con su nuevo Crónicas de un Cerdo al que siguió el ya tradicional Gora Mari y otros como Mucha Muerte o La Última Patada, en un directo que comenzaba a muy buen ritmo. Y esta intensidad siguió creciendo con el Luchy Man de La Polla Records, tema con el que se acabó de proyectar un directo de la altura a la que nos tiene acostumbrada esta banda. Siguiendo su repaso al nuevo Siglo XXI llegaron Nunca Fui a la Ikastola y Bla, Bla, Bar. Con el habitual y respetado control de los tiempos al que nos tiene acostumbrado, sonarían después clásicos como Guerra Social, Nº1 en USA, Tortura, No Love, Es el OdioHemos venido a divertirnos. Según se alcanzaba poco a poco la media noche, momento en el que concluiría este directo se acababa de desgranar el setlist de esta formación. Continuando con Un Poco de Respeto, La Fuga del Rocker, Vendido y Ultras con los que hacían cantar a este público avanzaba velozmente el reloj de los más jóvenes que veían por primera vez a esta banda y de otros que han seguido a este icono del punk desde sus inicios a inicios de la década de los ‘80.

Para su final guardaban Fascículo, Un Minuto en Libertad, Parques y Jardines, El Caos Perfecto, Pijos Power, otro par de clásicos de La Polla Records que siguen haciendo sonar: Txus y Johnny para acabar Perjudicados, Seguratas Blindados, Fosa Común y Odio a los Partidos. Una vez más disfrutamos de un Evaristo que sigue en plena forma acompañado de una banda siempre muy correcta sobre las tablas.

A continuación vimos por primera vez a los asturianos Desakato, una banda muy recomendada que llevó a cabo un potentísimo directo que hizo saltar a este Alterna Festival. Comenzaban a arrasar el escenario con su Héroes y Contra la Pared, a los que siguieron Batalla Final o el gran La Ira de los Hambrientos, un gran corte que defienden a la perfección sin las colaboraciones que suenan en su Buen Viaje (2014). Este es el disco que pasean por todo el estado español, estando presentes en casi todos los festivales de referencia, y con este motivo le dieron un buen repaso poniendo patas arriba el recinto con Pánico en Frankfurt. No podían faltar Cada Vez o Cuando Salga el Sol, con los que acababan de mostrar que estos Desakato son pura energía y actitud.

Nos quedaba una gran dosis de punk rock con los Boikot. Naita Na, De Espaldas al Mundo, Inés y Comandante Che Guevara, llenaban el escenario con la compañía de Juanan (trompeta y violín de The Locos). Ese aire balcánico de sus últimos temas ponía una vez más a todo el Alterna a bailar con Bubamara o Ska-lashnikov, entre los que sonaron clásicos como Mentiras y otros más nuevos como Bajo el Suelo. Sorprendió a más de uno escuchar el gran Tequila, que en esta última gira de invierno había quedado fuera del setlist, siendo reclamada por más de un asistente de sus conciertos. Pero esta dosis de ska punk rock estaba en plena explosión en el momento que más gente se acercó por el recinto a lo largo del fin de semana. Gasolina, Vidrio y Mecha, Sin tiempo para Respirar o su famosa versión del Zu atrapatu arte de Kortatu terminaron de conquistar a los presentes para después despedirse con otros como Grito en Alto o su popurrí que comenzaba con un juego en el que sonaba Dame Veneno para después hacer sonar Vicio (Reincidentes), Marihuana (Porretas) y un Cualquier día que puso el broche final a esos 80 minutos de concierto.

Para acabar la noche y con ello el festival nos guardaron dos últimos directos: Dremen, colectivo madrileño de mestizaje que está arrasando todo el estado en salas y festivales, poniendo a saltar a público en cada noche sobre el escenario. Por último, Pendulum, artista internacional que ofrecería una descarga de drum and bass que incluye en la música electrónica aires de rock que  quizás esperaba más público del que pudo aguantar estas dos largas y calurosas jornadas de festival. Se cerraba aquí un quinto Alterna Festival que esperemos que siga creciendo en esta dirección, apostando por grandes nombres del rock estatal y dando a la vez la oportunidad a gran cantidad de bandas emergentes que en pocos años se posicionarán en lo más alto de los carteles de cada festival.

Texto: Francisco M. Peco

Fotografía: Diana Ortega

Crónica Alterna Festival 2014 – Viernes 11