[Crónicas de Conciertos] Íboga Summer Festival 2014 – jueves 24

424
Íboga Summer Festival 2014. La Mancha Rock ® 2014
Íboga Summer Festival 2014. La Mancha Rock ® 2014

El pasado jueves 24 de julio dio comienzo la II Edición del Iboga Summer Festival. A pesar de ser la segunda vez que se celebra este festival, contando por tanto con una escasa experiencia, los organizadores se han atrevido esta vez con un evento mucho más ambicioso. Cuatro días en los que se nos ofrecían numerosos conciertos y actividades dirigidas a todos los públicos. Fruto de dicha ambición la organización ha cambiado las calles de la localidad alicantina de Javea por un gran complejo a pie de playa en Cullera. El recinto donde ha tenido lugar el festival se compone de diversos espacios, por un lado el camping y, por otro, la zona de conciertos y una gran carpa anexa en la cual se debían llevar a cabo diversas actividades.

Entrada la tarde se completaba el aforo del camping y comenzaban las primeras colas en los puestos de check-in, esto significó un considerable retraso en el inicio de los conciertos. En torno a las 21:30 subían al escenario los madrileños Sin Konzienzia. A pesar de tratarse de la primera actuación de la noche, Sin Konzienzia tuvo la fortuna de contar con un numeroso público ansioso por bailar y disfrutar de la música en directo desde la primera canción. Durante el concierto pudimos disfrutar de una gran variedad de temas con tintes jamaicanos, plagados de ritmos ska y reggae. El grupo nos ofreció un repertorio en el cual se combinaban temas propios, como La Voz de las Calles, con versiones de canciones emblemáticas de la música jamaicana, tales como Welcome to Jamrock y I shot the sheriff.

El siguiente grupo en subirse al escenario del Iboga Summer Festival sería el compuesto por los también madrileños Spin Te Kú.  El grupo cuenta con  influencias provenientes del balkan, swing o ska, lo cual se traduce en un estilo fresco y divertido que propició que cada vez más público se acercase al recinto de los conciertos. Presentaron ante el público varios temas de su último disco Momias y Orugas (2014), con canciones como Aperitivo o Qué pasa. A pesar de encontrarse ante la delicada situación de actuar justo antes de uno de los pesos pesados del festival, supieron estar a la altura y no sólo eso, sino que consiguieron animar al público preparándolo para lo que se les venía encima.

Con el final del concierto de Spin Te Kú llegaba el momento más esperado para la mayor parte de los asistentes. El reconocido músico y compositor serbio  Goran Bregovic, acompañado de su Orquesta de Bodas y Funerales, hacía su aparición en el escenario. Con una sobria y elegante puesta en escena, sin una iluminación pomposa y colorida y sin ni siquiera moverse de sus asientos, Goran Bregovic y su orquesta consiguieron mover a las miles de personas que se encontraban en el recinto de conciertos. Desde la primera nota de Gas Gas hasta la última de Kalashnikov los allí presentes fueron incapaces de detenerse ni un momento, embriagados por el peculiar Champagne que ofreció el compositor serbio. Entre su repertorio las canciones más aclamadas entre el público, debido muy probablemente a estar cantadas en castellano, fueron las conocidas Presidente y Balkaneros, las cuales aparecen en su último disco Champagne for Gypsies (2012). Podríamos resumir este concierto a partir de una frase que el propio Goran gritó durante su actuación: ¡Si no os volvéis locos, no sois normales!.

Si algún iluso pensaba que la locura no podría aumentar se equivocaba. Era el momento del grupo centroeuropeo Russkaja, el cual no dejaría a nadie indiferente. Las diferentes nacionalidades de sus miembros dotan a su música de gran variedad de influencias, las cuales van desde el rock más actual al folk más tradicional, pasando por el ska y el balkan. Nos presentaron su último disco, Energia, título que nos ofrece una clarísima definición de lo que representa su música y, concretamente, su directo. De este su último álbum interpretaron, entre otras, Barada y Energia, canción que da título al mismo. Makazaria, vocalista de la banda, se esforzó por comunicarse en castellano con el público a través de divertidas intervenciones que involucraron a los espectadores en el directo del grupo. El punto álgido del concierto lo ocasionó Traktor, en la cual el cantante de Russkaja nos puso a bailar en círculos a todos los asistentes. Otro de los momentos más divertidos de este concierto fue la delirante versión de la popular canción  Wake me up del Dj Avicii.

A continuación subieron al escenario los valencianos de La Trocamba Matanuska, quienes ya se hicieron populares entre los asistentes de la edición pasada cuando tocaron de forma espontánea en la acampada del festival. Esta vez su participación fue en el escenario principal, en el cual nos mostraron un estilo mestizo, en el cual el ska y el balkan se conjugan a través de versiones de canciones tradicionales del este de Europa, interpretadas únicamente de forma instrumental. Entre su repertorio incluyeron Odessa Bulgarish, incluida en el disco tributo Balkan Gypsy de Bancal.

El cierre a la noche lo puso el Dj Robert Soko, el cual nos ofreció una sesión en la que animó al público con una eficaz combinación de sonidos balcánicos y electrónicos.

En definitiva, una gran noche de conciertos, gracias a las excelentes actuaciones de los artistas de este primer día, unidas a una gran calidad y un enorme trabajo de los encargados del sonido y la iluminación. Por otro lado, la organización se vio desbordada en varias ocasiones ante la gran afluencia de público, quedándose escaso el personal en barras y taquillas, provocando de esta manera grandes colapsos, especialmente entre actuación y actuación.

Texto: Isabel Molina Rivas

Fotografía: Jorge Medina Lueje