[Crónicas de Conciertos] Foyone + Akapellah en Sala Eventual Music, Málaga (04/11/16)

725

Esta vez llegamos con tiempo, con demasiado tiempo quizás. En la puerta ya había revoloteo de gente y una larga cola que empezaba a entrar a la sala, pero desde que pasamos a las 21:00 hrs., que era la hora prevista de apertura, pasaron hora y media hasta que acabo de pasar todo el mundo. Un poco lento, pero mientras, en el escenario ya estaban Luto, acompañado en las segundas voces y por Monetti en los platos, presentando su ultimo trabajo La ley de la atracción (2016). A ellos se unió después Spok aka Spok Sponha, juntos fueron encargados de abrir boca y caldear el ambiente.

Es viernes 4 de noviembre, en Málaga, y la Sala Eventual Music ya está lista, unas 500 personas que han tardado en entrar, pero ya están dentro, y alrededor de las 00:00 sale al escenario el primer peso pesado de la noche.

Akapellah directamente desde Marakay, en Venezuela, y por primera vez en España, junto a Dj Matz saltaba al escenario tranquilo, sereno, haciendo uso de su tremenda habilidad para el freestyle. Improvisaciones que intercalaba con canciones de su ultimo trabajo Como siempre (2014), incluso introduciendo detalles como un homenaje a NTM, rapeando sobre el de beat de That’s my people. Tras el escenario charlando con Gharuda, nos comentaba que Akapellah estaba muy ilusionado desde que hablasen de crear esta gira en España, porque tenía muchas ganas de venir y se notaba que lo estaba disfrutando a lo grande. 

Su show continuaba, haciendo que el publico explotara cada vez que enlazaba rimas improvisadas sobre el momento que estaban viviendo, sobre ese preciso instante, vivencias de Venezuela, de latinoamérica, de su familia, sus esfuerzos por estar encima de ese escenario esa noche, nombrando también amigos representativos del rap de su país como son Lil Supa ó el fallecido Canserbero y dejando claro que “en su barrio ya saben donde está Málaga gracias a Foyone”, en ese momento, este salta al escenario para hacer de las suyas junto al Turmero, que sobre las 00:50 baja del escenario, habiendo sudado bien la camiseta y con el aplauso y el respeto de todos.

Después de esto “un porrito y nos subimos” dice Foyone, y 20 minutos después, sobre la 01:10 salta al escenario el protagonista de la noche, haciendo estallar la sala comenzando con su Rap sin cortes I. Todos coreaban “Estoy mirando al cielo esperando que ellos bajen” mientras Foyone bendecía hasta el agua que lanzaba.

Este sería el primero de los cartuchos de muchos que soltaría esa noche, de su disco La jaula de Oro (2015), del Mesías (2014) y de sus Rap sin cortes. Detrás, Sceno no dejaba de poner ritmos y Gharuda con el micro bajado de tono haciendo voces endemoniadas, daba un ambiente hardcore a cada uno los tracks que iba soltando Pedro, que se movía por el escenario como en casa, como lo que era, su casa. Se encargaba de recordarlo, orgulloso de su tierra.

La sala no atronaba ni mucho menos, como suele ocurrir de hace un tiempo en los conciertos, sobre todo de rap. Lo comentábamos con Rafa “el abuelo”, conocido seguidor de la escena malagueña, que nos contaba su opinión: “si suben más el volumen, no se les entiende, así está bien”.

Foyone seguía dando caña, seguían sonando raps sin cortes, el XXII, XIV, VII y un largo etcétera… Temas como Niños ciegos, Negro Luto o Sagrada inspiración de su Jaula de Oro, junto a otras como Creo en ti de El Mesías. Y entonces llegó el momento electoral de la noche, después del Rap sin cortes XXVIII: “Pal año 2020 Foyone presidente y Gharuda alcalde de Málaga, puta!” decía, y subía de nuevo Akapellah para rapear el tema Presidentes, dejar claro sus intenciones y sus ideas y pedir el voto de su publico, que no dudaba en dárselo. Ellos también hacían sus peticiones a los candidatos, sobre todo a Foyone, al que no paraban de pedirle canciones de su Zoológico y algunos raps que se dejaba en la manga.

Ya se acercaba el final, cuando Foyone se arranca a capela con el Rap Sin Cortes XVIII, doritos y Lol en la casa y después Conversaciones con dios. Foyone estaba contento, no quería bajarse, y se le estaban acabando los ritmos “Estoy muy agusto gente, se nos están acabando las bases, ¿Cual queréis?”. En ese momento, mil nombres sonaron a la vez, haciendo imposible entender nada. Había un motivo especial para esa felicidad: “esta es la ultima” sacó su móvil y pidió un favor muy especial a su gente “Hoy es el cumpleaños de alguien muy especial, de la mama, que hoy no a podido venir, porque no la dejo”, decía Foyone, y entonces pedía a todos cantar el cumpleaños feliz a su madre, él mismo empezaba el coro y grababa a la gente siguiéndole “Muchas gracias, esto lo va a ver mi mama y se le derraman lagrimas, seguro, muchas gracias, regalazo!”

Foyone se despedía de todos con la mano en el corazón, en la oscuridad, prometiendo volver con nuevo disco en 2017. Lo esperamos, hasta la próxima!

Texto y Fotografía: Buscón